La Biblioteca Valenciana almacena 5.464 llibrets de falla, algunos del siglo XIX

0

La Biblioteca Valenciana almacena en sus depósitos 5.464 llibrets de Falla desde el siglo XIX hasta nuestros días, algunos de los cuales han llegado a la Biblioteca procedentes de fondos de coleccionistas, pero la mayoría han entrado por el registro del Depósito Legal.

El más antiguo es de 1864, de la Falla Tros-Alt de Valéncia publicado por la editorial Avisador Valenciano. En segundo lugar, estaría el Llibret de la falla de la calle Guillem de Castro (esquina a la de Lepanto) de 1895, impreso en la imprenta Tomás Lleó.

Los primeros llibrets de Falla surgen a partir de 1850, coincidiendo con el desarrollo y la expansión de la fiesta fallera como la conocemos ahora. Eran publicaciones que consistían en unas cuantas hojas del tamaño de media cuartilla donde, primero, se imprimían los versos fijados en las bases de las figuras falleras, y posteriormente, se empezaron a incorporar los textos que explicaban las composiciones falleras.

El llibret faller en el siglo XX

No es hasta el siglo XX cuando se empiezan a incorporar las ilustraciones en los llibrets, representando los dibujos de los ninots de las fallas, como bien se puede comprobar en los 210 llibrets del primer tercio del siglo XX que están depositados en la Biblioteca Valenciana. En la década de los años 30 también se aprecia la aparición de publicidad para costear la impresión de los ejemplares.

Las Fallas han estado relacionadas con la tradición satírica valenciana y los ‘llibrets’ con la literatura satírica que en València tuvo su esplendor a principios del siglo XX, es por ello que escritores conocidos de la época también estuvieran detrás de algunos llibrets como era el caso de Bernat i Baldoví y Vicent M. Carceller.

En la actualidad, entran por Depósito Legal los llibrets de falla de todas las comisiones que elaboran sus ejemplares, tanto de Valéncia como de todos los municipios donde se celebran las Fallas. El último en registrarse ha sido el de la falla l’Alquerieta i Museu Faller de Gandia.

Comments

comments

Comparte.